Solo puedo soportar el olor a pija si viene de la boca de una hermosa mujer

slim

La modernidad nos enseñó a valorar el dinero por sobre todas las cosas. La real fantasía del ser humano en sociedad es ser superior al resto de los humanos de su entorno. Esa superioridad se manifiesta en el orden de lo sagrado o de acuerdo a las reglas de la manada. Ese habitus de la superioridad, de la aniquilación, en tiempos en los que la guerra es una zona políticamente incorrecta del pensamiento y las relaciones, es lo que sostiene la maquinaria de la civilización.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s